• Santa Clara Convent

Todos los edificios del Convento de Santa Clara son una verdadera joya patrimonial, no solo por la calidad de sus contenidos, sino principalmente por el hecho de que estos edificios de finales del siglo XV siempre han servido al propósito para el que fueron erigidos hace 500 años: como convento de las hermanas clarisas. Este convento lo fundó a finales del siglo XVI el segundo capitán donatario de Funchal, João Gonçalves da Câmara, y la obra original comenzó por la pequeña capilla de Nuestra Señora de la Concepción para ser ampliada progresivamente.

Durante los siglos XVI y XVII, los conventos desempeñaron un papel muy importante en la sociedad. Para los nobles, que en ocasiones estaban ausentes en misiones para el rey durante largos períodos de tiempo, servían como lugar seguro donde dejar a sus hijas solteras. Por otro lado, para las numerosas viudas que encontraban cobijo en estas instituciones, significaba toda una seguridad, no solo en la moral y la religión, sino también en lo económico.

A lo largo de las centurias, la iglesia fue sufriendo diversas modificaciones, siendo parcialmente destruida por el fuego de los cañones en 1917. Cuando fue restaurado, por fortuna se recuperó el magnífico tabernáculo de plata con la vitrina y la urna. Entre sus muchos tesoros verá los muros de la nave completamente cubiertos de azulejos con vidriado del XVIII, decorados con el famoso “diseño de Santa Clara”. En la entrada está situada una importante tumba gótica de finales del siglo XV.

Convento de Santa Clara

Convento de Santa Clara

Pin It

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto